Cómo es el proceso de descamación natural de la piel

En la piel no hay vasos sanguíneos, por lo tanto la nutrición que llega a la epidermis lo hará a través de la dermis. Esta última es la capa externa de la piel y la epidermis la más interna. Ambas están continuamente comunicándose. En el estrato corneo, la parte más superficial de la piel, está la piel muerta. Esta no se alimenta, ni tampoco se comunica con el resto de la piel. La descamación es el mecanismo de nuestro organismo para deshacerse de esa piel muerta. Sin embargo, hablamos de un proceso que resulta casi imperceptible, en el que se produce una pérdida de células muertas.

Lo normal no es que comiencen a separarse trocitos de piel, es un proceso que no se ve ni se aprecia. La renovación de la piel se produce sin que sea perceptible. Cuando la piel está dañada puede verse rugosa y seca, este estado se origina por una mala descamación. Puede darse una mala elección de los productos cosméticos o que estos no sean los más adecuados para el estado en el que se encuentra la piel en ese momento.

Pero, también, existen factores intrínsecos que pueden afectar al estado de la piel y que pueden desarrollarse como consecuencia de un problema genético, a alguna deficiencia de enzima o a un pH no adecuado para la actividad de las enzimas en la piel. El proceso de descamación, además, puede variar en función de la persona que la padece y de la parte del cuerpo en la que se produce.

No será igual en la palma de las manos que en la cara, pero lo normal es que en el ovalo facial se prolongue entre 2 y 4 semanas. Las células de la piel están unidas por desmosomas. Estos se localizan en el interior del queratinocito y salen hacia el exterior al atravesar la membrana celular. Quedando fijada a otras células y formando grupos.

En la Asociación de Medicina Estética de Madrid queremos hacer hincapié en que el proceso descamativo de la piel se produce por la ruptura de la unión entre las células y este proceso se produce por las enzimas. Una cuestión que puede verse afectada por los productos cosméticos que utilizamos. Una crema que nos ayude a hidratar bien la piel conseguirá minimizar el impacto del proceso. No quiere decir que la piel se descame menos, sino que el proceso será menos perceptible.